El pasado 4 de diciembre celebramos la Conferencia Inaugural del 25º aniversario de la Fundació Malalts Mentals de Catalunya. Bajo el título “Pasado, presente, futuro… el apoyo en la toma de decisiones”, diferentes profesionales expusieron cómo se ejerce la tutela a través del apoyo en la toma de decisiones.

En 2017 es un año de celebración para la Fundació Malalts Mentals de Catalunya. La primera fundación tutelar para personas con problemas de salud mental de Catalunya cumple 25 años de la mano de su fundadora y presidenta, la Sra. Silvestra Moreno.

La Conferencia Inaugural de esta efeméride versó sobre un tema que preocupa desde hace años a las personas que trabajan en el sector de la tutela: cómo velar para conseguir dar “apoyo para la toma de decisiones” a las personas que tienen la capacidad modificada judicialmente.

Queremos celebrar estos 25 años aportando nuestro grano de arena en la mejora de la atención de las personas con problemas de salud mental, concretamente en el ámbito de la tutela“, afirmó la Victòria Monell, gerente de la Fundació Malalts Mentals de Catalunya durante el discurso de apertura.

El acto contó con las aportaciones de Montserrat Pereña, profesora titular de la Universidad Rey Juan Carlos; Peter Blanck PhD J.D., Profesor de Derecho de la Syracuse University (EEUU), y el  Dr. Josep Ramos Montes, psiquiatra y miembro del Comité de Bioética de Catalunya; que, cada uno en su ámbito, pudieron aportar su visión y conocimiento de la evolución que está viviendo la tutela. También participaron en el debate diferentes profesionales de la fundación especializados en el ámbito social y jurídico de la tutela.

La Sra. Pereña hizo énfasis en el conflicto entre la voluntad y el interés de la persona a la que se apoya. “Las medidas de apoyo deben ser proporcionales y respetar la voluntad y preferencias de la persona. Si no lo hacen, el consentimiento dado es nulo“, afirmó la profesora en relación a este tema.

Este es un tema que preocupa a los profesionales de la tutela. Los propios trabajadores de la Fundación confirmaron que cada decisión debe sustentarse en un equilibrio, una “balanza entre la voluntad de la persona y su interés personal“, que no siempre es fácil de conseguir.

Por su parte, el Dr. Peter Blanck presentó el nuevo concepto Supported Decision-Making, que se está desarrollando actualmente y que implica una nueva manera de trabajar. “Se ha de ofrecer la ayuda apropiada cuando se necesita pero también cuando se desea“.

Todos estuvieron de acuerdo en que es clave trabajar de forma conjunta con la familia y su entorno, creando círculos de confianza que ayuden a conseguir que la persona sea la verdadera protagonista de su vida.

El problema es que estamos hablando de personas que tienen muchas dificultades para hacerse cargo de su propia libertad. Muchas veces no tienen claro qué es lo que quieren. Tenemos que empoderar a la persona a través de un marco de acción y ético que haga posible, a la vez, una cierta educación y acompañamiento continuado“, afirmó el Dr. Ramos, que puso los pautas del marco ético necesario para hacer este paso y las dificultades que implica el difícil reto que tiene el sector entre manos.

El acto concluyó con un sentido homenaje de todos los profesionales de la fundación hacia su presidenta, la Sra. Silvestra Moreno, madre de las fundaciones tutelares para personas con trastornos de salud mental y persona que ha luchado toda su vida para proteger sus derechos y bienestar.